martes, 29 de diciembre de 2015

El espectáculo de los saltos de esquí

Los saltos de esquí es uno de los deportes de invierno más espectaculares que existen, tanto para el deportista que lo practica como para el espectador que lo presencia. Alcanzar una velocidad vertiginosa por el trampolín para después volar por el cielo hasta recorrer la máxima distancia que se pueda: ¿te imaginas las sensaciones que vive el deportista durante esos segundos? Ha llegado el invierno y los saltos de esquí son uno de los deportes extremos por excelencia en esta época, a ellos les dedicamos este espacio para conocerlos un poco mejor. 



Un vuelo con esquís

Los saltos de esquí junto con el freeride son, con toda probabilidad, los deportes de invierno más espectaculares que existen. Durante un salto de esquí el saltador recorre la distancia del trampolín a la máxima velocidad que puede para lograr el vuelo más lejano posible; esta velocidad puede llegar a superar los 100 km/h. Este deporte, popularizado en todo el mundo por las retransmisiones televisivas del día 1 de enero correspondientes a la competición que se disputa cada año en Garmisch Partenkirchen (Alemania), se originó en los países nórdicos europeos en el año 1862, y es olímpico desde 1944



En el salto los jueces valoran dos circunstancias: la distancia recorrida y la belleza del propio salto, por lo que además de hacer un salto largo el esquiador tiene que intentar que su estilo sea el más perfecto posible. En este sentido la técnica cobra una gran importancia para que el salto sea bien puntuado. Además, el esquiador deberá tomar contacto con la nieve sin perder el equilibrio (el aterrizaje se realiza con la rodilla flexionada y colocada por delante). Desde 1992 todos los saltos se realizan abriendo los esquís para formar una V; de esta manera se consigue prolongar el vuelo. Esta técnica de salto la inventó el esquiador sueco Jan Boklov a mediados de los años ochenta.



MUND en el mundo del esquí

En MUND tenemos diferentes modelos de esquí para que puedas practicar la modalidad alpina que más te convenga. Estos modelos son: Skiing (nuestra media clásica de esquí), Cross-Country Skiing (para practicar esquí de fondo), Snowboard, Carving y Freeride (cada uno para la práctica de estos tres deportes, respectivamente), Skiing Outlast® (con Viscosa Outlast® como fibra principal) y Skiing Pl/Wool (con Primaloft como fibra principal). Muy pronto escribiremos un artículo en este blog con nuestras principales fibras de frío, en él aprenderás muchas cosas de la composición de estos modelos. Por otro lado tenemos en preparación una nueva media de esquí (de lana): ¡en breve tendrás más noticias!



Fotografía 01 y 03: Alexander Nilssen
Fotografía 02: Doug Kerr

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada